jueves, 30 de octubre de 2014

20 tienen tanto como 14 millones: la desigualdad en España

Las 20 personas más ricas de España tienen tanto como los 14 millones con menos recursos. Sólo los tres más ricos acumulan lo mismo que los 9 millones más pobres. En 2013, esa veintena de ricachones sumaron 12.000 millones de euros a su fortuna, un millón y medio por hora. Más aún: el uno por ciento de la población española acopia tanta riqueza como el 70 por ciento de la ciudadanía. Estas son algunas de las cifras referidas a España en el informe sobre la desigualdad en el mundo que acaba de hacer público Oxfam-Intermon. Hablábamos ayer de los 2,7 millones de menores que sufren la pobreza en nuestro país; hoy de los 20 individuos que acumulan 100.000 millones de euros. Esa es la realidad de la desigualdad en España y, también, no lo perdamos de vista, en el mundo. El resultado de las políticas que, ya sabéis, llamo de desigualación. Porque esto no es fruto de una conjunción planetaria, no, no es una casualidad. Es la razón de ser de un sistema insultantemente obsceno que consagra su pervivencia en la desigualdad más radical. Mientras 20 tengan tanto como 14.000.000 no existe dignidad, ni decencia, ni derechos, ni libertad, ni ciudadanía. No son los 20 mejores frente a los 14 millones peores, no. Son los 20 beneficiarios de un reparto indecente de la riqueza que condena a muchos, muchísimos más al sufrimiento. Por eso sigo viendo y viviendo el mundo desde la izquierda. Por eso sigo creyendo y pensando desde la izquierda. Por eso sé que sigue siendo necesario seguir trabajando desde la izquierda para conquistar la igualdad y la libertad verdaderas, de todos y de todas.